Entrevista a una doula: Erika Irusta

Erika Irusta es una joven y sabia doula, sabia como son las doulas, como somos las mujeres cuando nos permitimos conectarnos con la naturaleza de la maternidad. Es tierna y firme y llena de luz que sin darse cuenta irradia hacia los demás.

Hace unos días, aprovechando su cercanía, le propuse hacer una entrevista para acercar más a todas la figura de la doula y aqui está. Espero que la disfruteis tanto como yo al leérla.

¿Qué es una doula?
Una doula es una mujer que acompaña desde el Amor y la Presencia, a otra mujer en el Camino de la Maternidad. Una doula es aquella mujer que, desde su conexión directa con su esencia femenina, acompaña a la mujer a re-encontrar su Poder y su Intuición para ser la madre que sólo ella Es.

¿Cuándo nacen las doulas?
La palabra doula viene de la antigua Grecia. Eran las mujeres esclavas que servían a las mujeres. Sin duda el papel de una doula es el de servir. Pero si dejamos atrás la etimología del nombre, la doula ha estado presente siempre en todas las culturas. Antes de la Era Industrial, las mujeres vivíamos en comunidades, siglos más atrás en tribus… la doula era la tía, la vecina, la amiga, la prima,  es decir era aquella mujer de confianza que te acompañaba y apoyaba en el momento de convertirte en madre.  Ahora la mayoría conformamos familias mononucleares y estamos muy desconectadas de nuestra familia de mujeres, de nuestra esencia de mujer. Apenas hace 50 años, en los pueblos de España, si lo preguntamos a nuestras abuelas, nos hablarán de las comadres. De las mujeres que venían con la comadrona al parto y que, después, te ayudaban en casa con los otros hijos, se ocupaban de llevarte comida, charlar sobre lo que sentías, hacerte compañía… Las doulas han existido toda la vida, ya que la función de acompañamiento y servicio a la madre era clave para el buen funcionamiento de la manada, tribu o comunidad.

¿Función de una doula?
La doula acompaña, apoya, sirve a la mujer y a la familia, (entendamos servicio en el término más espiritual). La doula, a mi parecer, tiene la obligación moral de Ser y Acompañar con el Corazón. Su Presencia puede ser requerida tanto en el embarazo, como en el parto y en el posparto. Yo también hablo de el soporte emocional de una doula en la pérdida y en la pre concepción. Pero sin duda la doula se encarga de “no hacer”. La doula comprende que la mujer YA es sabia, YA cuenta con una gran guía que es su Intuición, con lo que la acompaña “sin intención y sin dirección” para que ella misma se re-descubra y, de este modo, sea la madre y mujer que Es de manera única y original.

¿Porqué eres doula?
Soy doula porque nací bajo esa condición. Tardé algunos años en ver con claridad que había venido a acompañar a las mujeres a re-conocer el poder de la Intuición femenina y a procurar que los seres que llegan lo hagan a través de mamás y papás conscientes para que puedan Ser quienes realmente son desde el Amor y la Presencia. Soy doula porque estoy comprometida con la Vida.

¿Cuándo empieza la doula? ¿Cuándo acaba?
El trabajo de una doula empieza y acaba cuando lo solicita la mamá. La petición siempre ha de nacer de la mamá. Es bonito que su familia procure que conozca a una doula, pero ha de nacer de ella la necesidad y petición de compartir estos momentos tan íntimos con una una mujer desconocida. Una mamá puede solicitar una doula para el embarazo y/o para el parto y/o para el posparto, también para la pérdida. Es decir cada mamá pedirá en un momento diferente, en SU momento. Nosotras estamos ahí para adaptarnos. Siempre he sentido que esta profesión tiene el gran valor de que existe una doula para cada mamá, una mamá para cada doula. Se establece una relación de confianza mágica, en la que la mujer puede ser ella misma, con sus luces y sombras pues su doula no le juzgará, la contendrá con Amor y le aportará la seguridad que necesita para Ser quien realmente Es.

¿Atiende embarazo y parto?
Una doula NI ATIENDE NI ASISTE. Una doula ACOMPAÑA. Su labor es la de dar soporte y crear un espacio íntimo para que la mamá pueda re-conocer sus capacidades maternales y Ser quien realmente Es. Como he comentado en la anterior pregunta estamos en el embarazo, en el parto, en el posparto y en las pérdidas. En el momento que una mujer lo sienta y nos necesite. En mi caso ofrezco la posibildiad de acompañar en la pre-concepción. Por mi vivencia personal, siento que estar acompañada para comprender y vivir con alegría el milagro de la concepción es un comienzo consciente y de apoyo. Vivimos en una sociedad de evidencias: sólo te imaginas madre cuando sale una rayita en el test de embarazo. Sólo puedes sentirte madre cuando tienes una barriga grandota. Y te reconocen como madre cuando nace tu bebé y vive más de 24 horas fuera del útero. En cambio, a mi sentir, la maternidad comienza mucho antes. Es una sensación única, mística, en la que no sabes qué pasa pero sientes que “es el momento”. Entonces hablas con tu pareja. Vives tu sexualidad de otro modo. Y esperas que lo que sientes se materialice. A veces la Vida se toma su tiempo. Y para respetar este ciclo y no dudar de tus capacidades de gestar y nutrir, creo que es adecuado, si así lo sientes, contar con una mujer que te acompañe y te ayude a recordar que eres capaz y que tu naturaleza femenina es tu gran guía.

¿Se puede contratar sólo una parte?
Por supuesto. Como he comentado antes las doulas estamos en los momentos en los que se nos necesita Cada doula sabe qué puede ofrecer a esa mamá y se establece con ella aquello que a ambas les haga estar bien. Es una relación de dos en la que ha de haber confianza.

Coste de una doula.
Yo pertenezco a la Asociación Mares Doules (www.maresdoules.cat). Nosotras tenemos establecidas unas tarifas para todas las socias . Es cierto que cada doula tiene en consideración diferentes aspectos para con la mamá y su situación familiar (así como la situación de su propia familia). Siento que es muy importante que se valore la posibilidad de personalizar donde una sienta y cuando sienta que es necesario. Pero sin duda siento que nuestra labor y su remuneración ayuda a crear conciencia de valor al servicio que desempeñamos. A mi parecer contar con una doula no es un lujo sino una necesidad. Siento que es una inversión en una misma, en una familia.

Bancos de leche

La lactancia natural es el mejor alimento para cualquier niño, especialmente si está enfermo o es prematuro. Después de la leche de su propia madre, la leche humana donada es la mejor opción para esos bebés porque se asimila mejor que la fórmula artificial, les protege de infecciones y mejora sus posibilidades de recuperación, supervivencia y desarrollo (Organización Mundial de la Salud y UNICEF)

Desde que soy consciente del mercado brutal de las leches artificiales, me preguntaba si existen bancos de leche materna. Igual que soy donante de sangre podría serlo de leche, y algunos podrían salir beneficiados.

Hoy he estado buscando información, y me he llevado una gran decepción, parece que en España solo hay dos bancos de leche, uno en las islas baleares Fundació Banc de Sang i Teixits de les Illes Balears.

Y el otro está en Madrid, en el hospital 12 de Octubre, en Barcelona se tenía el proyecto de hacer uno en el Hospital del Valle Ebron, pero no he sido capaz de encontrar información al respecto, si ya está hecho, si funciona, o si se ha desestimado el proyecto.

Si los bancos de sangre están funcionando a pleno rendimiento, no entiendo cómo no se pone más interés en los de leche, siendo los dos, fluidos de vida.

Los requisitos para ser donante no son muy restrictivos, de hecho cualquier madre lactante miemtras amamante a su propio hijo puede serlo, la extracción puede realizarse en casa y llevarse al hospital congelada. He encontrado un blog donde incluso incluyen el formulario de donación, os lo pongo aqui: Lactabia.

PERDÓN: El texto que aparece en Lactabia, ha sido cedido por Raquel de Teteando, dónde también podéis encontrar su experiencia como donante, que dura ya un año.

¿Y las nanas?, ¿se llaman así?, ¿las madres que alimentan a sus niños y a otros que lo necesitan?

Hace ahora casi 60 años, mi tía madre lactante de su tercer hijo, amamantó a la vez a su sobrino, porque su madre había muerto en el parto. Ella dice que es su mamá de leche y lo explica con orgullo, pero como algo normal, un poco como – yo pasaba por allí y algo tenía que hacer. Conociéndola, capaz hubiera sido de alimentar a unos cuantos más si hubiera hecho falta. Nadie se planteó en aquel momento darle un biberón a aquel bebé y creo que ganó por dos lados, por un lado tuvo leche materna y por otro los mimos de una mamá prestada, que no hubiera tenido de haber sido alimentado con un biberón, porque no imagino a mi tio dándolo con ternura.

Estaría bien poder recuperar esa figura, igual que las doulas han vuelto para acompañarnos en los embarazos y los partos, sería bueno en caso de urgencia contar con una nana generosa.

No se, ¿que opinais? estoy abierta a un debate….

Desde el hombro de mamá

Después de tomar el desayuno en la cama, me despierto y encuentro sus ojos, me sonríe y yo, claro no puedo hacer más que sonreir también, alguien nos mira desde la puerta, se acerca, le da un beso a mamá y me mira con ojos tiernos, es papá,  mi sonrisa se hace grande y cuando veo la suya empieza el festival de mis “palabras”, las digo todas, seguidas, de corrido y las aderezo con gorjeos de felicidad y carcajadas, tiene que irse pero mamá se queda y seguimos así un buen rato porque cuando empiezo soy imparable, bueno, hasta que de tanta emoción me enfado un poco y entonces mamá decide que es el momento de levantarse.

Desde el hombro de mamá empiezo a descubrir el mundo. Estos días parece que no está tan nublado, de hecho cada día veo más claro, y todo me parece nuevo. De la habitación vamos a la cocina, ¡cuantas cosas hay en la cocina!, ella no tiene mamá que le dé leche, así que la saca de una botella, después desayuna y miro muy atentamente, porque me ha dicho que dentro de un tiempo yo comeré también en la mesa. Qué complicado, con lo fácil que es mamar de su teta.

Vamos de una habitación a otra, de vez en cuando me deja un momento para hacer  alguna cosa pero enseguida me coge, alguna vez se entretiene y protesto, solo un poco porque enseguida veo su cara sonriente acercándose mientras me coge y de nuevo estoy seguro en el hombro de mamá.

Durante el día casi siempre duermo encima de ella, me gusta, me gusta mucho, pero no penséis que se lo pido, ahora ya sé dormir un rato solo, es ella, dice que le gusta tenerme así, dormido contra su pecho. Cuando me despierto de la primera siesta, si hace bueno, salimos a la calle. Me lleva en un foulard, y puedo mirar desde detrás de su hombro, ¡hay tantas cosas en el mundo!, algunas, no sé porqué me dan miedo, lloro un poco, pero todo es más fácil si es desde el hombro de mamá.

Mis dias pasan trás el hombro de mamá, es mucho más fácil crecer desde aqui, me protege de lo que no entiendo y está tan cerquita de su pecho, que solo tengo que bajarme un poco para saciar mi sed, mi hambre o curarme de mis miedos.

Cuando mamá está cansada, ahora ya peso siete quilos,  o por las tardes a ultima hora, o los fines de semana, tengo un hombro extra. Qué bien se vé el mundo, con qué tranquilidad, desde el hombro de papá.

La lactancia y sus mitos

Hace casi cuatro meses que soy madre lactante, casi tres que asisto regularmente a un grupo de lactancia, durante todo el embarazo y todo este tiempo he ido leyendo libros, artículos, y todo aquello que ha caído en mis manos sobre lactancia. Y mientras, he ido escuchando miles de consejos, que digo miles, millones… es broma, bueno no tanto, y es que ya sabeis que no hay nada mejor que tener a mano una madre o futura madre novata, para descargar tus “conocimientos” tengan estos fundamento o no.

He escuchado de todo, desde -Que suerte, el niño te engorda bien, eso es que tienes buena leche, yo no pude darle porque la tenía aguada- a – Cuidado con lo que comes porque el niño tendrá gases si comes….-  – Vaya,¿ ha nacido por cesárea?, pues igual tienes que darle un suplemento porque la leche tarda más en subir- Este último, me lo creí un poco, así que cuando tuve esa primera subida de leche puntualmente, casi me extrañó. En fin, que hay mil y una leyendas urbanas respecto a la lactancia, que van perpetuándose entre la población, porque la lactancia materna por culpa de los intereses “económicos” de muchos sigue siendo una gran desconocida.

Este jueves hay una charla muy interesante sobre el tema Alba Padró hablará en Hospitalet sobre los muchos mitos que rodean a la lactancia y desmontará esas leyendas urbanas que van transmitiéndose boca a boca de madres a hijas y lo que es peor de pediatra a mama lactante. Yo no pienso perdérmelo, será en el local del grupo HospitaLlet, por supuesto entrada gratuita para vosotras y vuestros peques.

¿Nos vemos alli?

Mi “parto” sin doula

Quería hablaros de las doulas, porque  aunque son una figura antigua, de algún modo se perdieron entre tanta modernidad y ahora resurgen (menos mal).  La mayoría de nosotras poco o nada sabemos de las doulas, y quisiera aportar mi granito de arena a su visibilidad, porque cada vez más estoy convencida que són necesarias.  Por desconocimiento no contactamos con ninguna y nos perdemos su apoyo, sabiduría y compañía.

Hace casi cuatro meses que un pequeño nos alegra la vida, desde que nació un nuevo mundo se ha abierto para mi, he descubierto la verdadera felicidad, de la que ya tenía apuntes, pero ahora me inunda día trás día. Ahora que todo se va estabilizando y que me siento fuerte y segura, porque él me necesita y me ha hecho así, es cuando vuelvo la vista y revivo el momento de su nacimiento.

No tuve un parto, fue una cesárea, contra más lo pienso más convencida estoy de que fue “culpa” mía, no estaba preparada, y tenía tanto miedo que a pesar de que el día se acercaba no me preparé, no busqué información, miré hacia otro lado y me dejé hacer. Ahora me arrepiento. Ahora que ya nada puedo hacer es cuando leo muchos artículos sobre el tema, y ahora es cuando a través del grupo de lactancia Sant Feliu-Lactancia Materna, he conocido a una doula Érika y a una futura doula Mª Jose García Robles que además es la asesora del grupo de lactancia. Estoy convencida que si hubiera tomado en cuenta la figura de la doula hubiera sido diferente.

Porque el “problema” no es solo la cesárea, de la que puede que aún habiendo sido más consciente no me hubiera librado, el problema que me angustia, del que ahora soy  más consciente son los daños “colaterales”. Pedí especificamente que no me separaran del bebé, aunque fuera cesárea, me dijeron que no podía ser, que estaría drogada y no podía quedarme con él, entonces le dije a la comadrona con mi pareja delante que se lo dieran a él, y a él le comenté que se sacara la camiseta y se quedara con el bebé contra su pecho, no podría darle el pecho pero por lo menos sentiría su calor, tampoco lo hicieron. Nada más nacer mi pequeño estuvo lejos de mi, lo intuía en una mesa lejana con la comadrona y una enfermera revolviendole, me lo enseñaron después y cuando se lo llevaron estaba “tranquila” porque al menos estaría con su padre, pero no, no se lo dieron, solo cuando él lo reclamó enfadado viendolo en una cuna se lo dieron, para entonces ya había pasado hora y media del parto.

A pesar de todo hacemos lactancia materna exclusiva, me pregunto si las grietas que tuve tienen algo que ver con todo esto, y doy gracias al final, por haber sido fuerte y continuar dándole el pecho y seguiré haciéndolo hasta que él diga que no quiere más.

Si de nuevo nos aventuramos a tener otro bebé espero tener una doula a mi lado, para ayudarnos, acompañarnos, aconsejarnos.

Pensando en que como yo, muchas de vosotras no teneis mucha información sobre las doulas, he pensado hacer varios posts hablando de ellas y dejándolas hablar desde este blog. Espero que os resulte útil e interesante.

Conciliar vida familiar y laboral. ¿Misión posible?

Acabo de enterarme que existe un organismo llamado “Comisión para la Racionalización de los Horarios Españoles” (ARHOE) , el artículo de ayer de Quim Monzó en la Vanguardia habla sobre él. La verdad no tenía ni idea de que existiese tal comisión, igual porque no veo los resultados de su gestión por ningún lado.

El caso es que acabo de buscarlo en internet y sí tienen página web, donde puedes ver o descargar los pdf’s con sus propuestas, magníficas propuestas, pero dónde se ponen en práctica, mi empresa desde luego no tiene noticia de su existencia.

Una de las propuestas es que en aras de conciliar vida familiar y social, horarios laborales y escolares sean iguales, vaya cosa, qué sensatez, ¿de verdad nos hace falta una comisión para decidir eso?, cualquier madre o padre responsables saben eso. Es más cualquier persona sabe eso. Estaría bien la dichosa comisión si sirviera para implantar esos horarios, pero ¿para qué sirve? ¿quién les hace caso?, o es solo un organismo creado para equipararnos a otros paises y  gastar fondos europeos y que en realidad no sirve para nada.. bueno si, para dar “trabajo” a unos cuantos.

Cita en el artículo Monzó a Finlandia, que tiene horario intensivo laboral y sus índices altos de productividad, a diferencia de España donde parece que lo que prima es estar cuantas más horas mejor en el trabajo, produzcas o no, el tema es estar.

La verdad que todas las propuestas me parecen muy adecuadas, las que hacen referencia a la igualdad, como a la conciliación laboral.

El punto 4. de las conclusiones del IV CONGRESO NACIONAL, me parece especialmente interesante:

La maternidad como bien social ha de ser asumida por la sociedad, y no sólo por una parte de ella. Se plantea la propuesta de ampliar el permiso de maternidad desde el 8o mes de embarazo hasta que el bebé cumpla un año, sin coste alguno para las empresas que apuestan, decididamente, por las mujeres.

Preciosa propuesta, pero lo dicho, a dónde van estas propuestas, quién las aplica, sirve realmente de algo tener una comisión de éste tipo, vaya, que me encantaría que sí que sirviera, pero no veo resultados por ningún lado.

Si alguna tiene información al respecto me encantaría que me ilustrara en mi ignorancia.


Dormir sin lágrimas

Para las madres que quieran una alternativa al famoso método Estivill ( en realidad método Ferver, en realidad método Valman) . Existe un libro “Dormir sin lágrimas” de Rosa Jové, es una pena que el más publicitado de los dos sea el primero. Una pena, porque en realidad lo que a las madres nos nace del alma no es eso. Cómo va una madre a dejar llorar sin consolar a su hijo, noche trás noche, vaya, no sé vosotras, yo no puedo.

Me he leído los dos, el primero (Estivill) estando embarazada, he de decir, que antes de leerlo decía con firmeza que el niño no iba a dormir con nosotros y era mi pareja el que suavizaba mi posición radical. Lo curioso es que ese libro en mi provocó un efecto revulsivo, de repente tenía claro, clarísimo que no iba a seguir ninguna de sus indicaciones, seguía sin afirmar que el bebé dormiría con nosotros, afortunadamente su nacimiento disipó todas mis dudas, Carlos Gonzalez afirma que lo más importante para una madre es seguir su instinto, y el mio me decía que no había sitio mejor para mi niño que junto a sus papas.

Os pongo algunas de las frases que aparecen en el libro de Rosa Jové, aunque creo que lo mejor es que os lo leais entero, porque no tiene desperdicio.

“Queremos que los niños duerman como los mayores, pero olvidamos que para dormir como un mayor ¡hace falta serlo!” . El sueño es un proceso evolutivo, un bebé no puede dormir como un adulto porque, que cosa evidente, no lo es. Su cerebro no es como el de un adulto, está en formación, además de que necesita esos despertares nocturnos (el mío cada dos horas), para alimentarse, un bebe puede tener hipoglucemias si no es alimentado.

“Lo único que favorece el desarrollo natural del sueño es la lactancia materna y el colecho”. Solo puedo decir que a nosotros nos ha funcionado, desde el mes y medio aproximadamente, empezó a “distinguir” la noche, ya no tenía que levantarme en cada despertar nocturno para pasear por la casa con él en brazos, despues de cada tetada, sino que sin salir de la cama le daba el pecho en cuanto daba signos de hambre, apenas a llorado pidiendo comida, porque al dormir juntos me doy cuenta enseguida, come medio dormido y sigue dormido después y si alguna noche está muy inquieto el método infalible es dejar que se duerma encima mío, además para mi es muy dulce dormir así, él siente mis latidos y yo estoy tranquila notando su pequeña respiración. Cada dos horas me despierto, pero la verdad es que gracias a la prolactina me duermo rapida y profundamente “¿Piensan que la naturaleza nos daría hijos que necesitasen despertarse frecuentemente por la noche y no nos daría un mecanismo para conciliar el sueño rapidamente?”

“Dormir sin lágrimas”, me ha gustado mucho, coincide con lo que pienso, pero lo importante no es que coincida, si no que me da (nos da) razones científicas por las cuales es mejor no dejar llorar a nuestros hijos. Es mejor y no es perjudicial. No existe eso de mimar demasiado.

“Todos los métodos de dejar llorar para aprender a  dormir se basan en provoca un shock emocional en el niño”

” Los niños que lloran y no son atendidos pronto pueden llorar desesperadamente  hasta que la amígdala se colapsa. Como sea que la naturaleza es sabia y sabe que el cuerpo no resistiría mucho tiempo en esta situación, suele compensarlo con la secreción de sustancias de carácter opiáceo, endorfinas, serotonina.. que provocan una bajada de todo este sistema de alarma en el sujeto. . … Por lo tanto si tenemos que para su hijo era la hora de dormir, que encima se ha pasado un tiempo llorando y que acaba de recibir una inyección brutal de opiáceos, endorfinas, serotonia… Lo normal es que caiga rendido y se duerma…. pero no se engañe: no ha aprendido a dormir, solamente está “autodrogado” “

“La activación excesiva o continuada del sistema de alarma se convierte en un problema por si mismo.. sabemos que los niveles altos mantenidos de cortisol pueden tener un efecto tóxico cerebral provocando pérdida neuronal” (Uno et al. 1989, Checkley 1996, kloet 2003)

¿Sabeis que pasa cuando el cortisol está alto y la serotonina también? ¡¡¡¡que producen el vómito involuntario!!!!    En cierto libro comentan que no pasa nada y que es un recurso que los niños utilizan para llamar la atención, ya veis que no es ni tan solo es una cosa voluntaria.

Os dejo con una frase del libro que resume maravillosamente la crianza natural ” Responda a las señales de su bebé tanto de día como de noche y él, a cambio, le regalará con días y noches más apacibles”

* Los textos entre comillado, negrita y cursiva, pertenecen al libro citado